Archivo | octubre, 2019

Período impositivo a tener en cuenta, en el ISD, a los efectos de computar si se cumplen los requisitos para tener derecho a la reducción por adquisición de la empresa familiar

27 Oct

Período impositivo a tener en cuenta, en el ISD, a los efectos de computar si se cumplen los requisitos para tener derecho a la reducción por adquisición de la empresa familiar

Como sabemos, para disfrutar de la reducción, cuando se adquiere una empresa individual o un negocio profesional mortis causa, es necesario que los bienes y derechos de la actividad económica se encuentren exentos en el Impuesto sobre el Patrimonio. Esto se cumple cuando el causante ejerza de forma habitual, personal y directa la actividad constituyendo su principal fuente de renta. Este requisito se mide en la última declaración del Impuesto sobre la Renta del fallecido, que es la que abarca desde el 1 de enero hasta la fecha del fallecimiento.

En esta ocasión el causante, agricultor, falleció en el mes de julio, y a dicha fecha no cumplía con el requisito citado, dado que los rendimientos de la actividad, al día del fallecimiento, eran negativos. Sin embargo, la actividad económica del causante ha sido desde siempre su principal fuente de renta. Argumenta la recurrente que en el cultivo de trigo, maíz y algodón se da la particularidad de que, hasta el segundo semestre del año, no se empiezan a obtener rendimientos positivos, momento que coincide con la recolección. De tomarse los rendimientos del período impositivo anterior se cumpliría el requisito y, por tanto, se tendría derecho a la reducción en el Impuesto sobre Sucesiones.

El Tribunal determina que, si bien en principio, a efectos de comprobar si la actividad económica desarrollada por el causante constituía su principal fuente de renta el año que se ha de tomar en consideración es el del fallecimiento, es decir, el del devengo del Impuesto sobre Sucesiones, no cabe duda de que, cuando concurren circunstancias excepcionales como por ejemplo explotaciones agrícolas cuyos cultivos, por su propia naturaleza, no pueden generar beneficios hasta el segundo semestre del año y, además, el contribuyente ha acreditado suficientemente que en los ejercicios anteriores dicha actividad económica era la principal fuente de renta del causante, el año que se ha de tomar en consideración es el inmediatamente anterior al del fallecimiento, es decir, la declaración del Impuesto sobre la Renta del año anterior al del fallecimiento.

 

Tribunal Supremo, Recurso nº 2313/2017, de 8 de abril de 2019

Fuente: REAF

 

Calendario Contribuyente (Oct.19)

20 Oct

CALENDARIO DEL CONTRIBUYENTE

Octubre 2.019


L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      

 

  • 21-10-2019   Hasta el 21 de octubre
    • Renta y Sociedades
    • IVA
    • Impuesto sobre las Primas de Seguros
    • Impuestos Especiales de Fabricación
    • Impuesto Especial sobre la Electricidad
    • Impuestos Medioambientales
    • Impuesto Especial sobre el Carbón

 

  • 30-10-2019   Hasta el 30 de octubre
    • IVA

 

  • 31-10-2019   Hasta el 31 de octubre
    • Número de Identificación Fiscal
    • Declaración informativa trimestral de la cesión de uso de viviendas con fines turísticos
    • Cuenta Corriente Tributaria

Fuente: REAF

 

La transmisión de un bien por un empresario que nunca lo afectó a una actividad económica queda fuera del ámbito de la aplicación del IVA

16 Oct

La transmisión de un bien por un empresario que nunca lo afectó a una actividad económica queda fuera del ámbito de la aplicación del IVA

La Administración tributaria entiende que la transmisión del terreno que realiza un empresario es una operación no sujeta porque no tiene carácter empresarial, ya que el terreno no ha sido objeto de ninguna actividad económica a efectos del Impuesto.

El recurrente entiende que sí es una operación sujeta porque su objeto social es la promoción inmobiliaria y porque se ha vendido el terreno por un empresario a otro empresario, con independencia de que durante un dilatado periodo de tiempo no se realizara actividad alguna.

El Tribunal determina que la condición de sujeto pasivo se adquiere cuando existen indicios suficientes de que los bienes adquiridos se van a destinar al desarrollo de una actividad empresarial o profesional. De igual manera, dicha condición se pierde cuando concurren circunstancias igualmente objetivas que indican que no va a desarrollarse actividad empresarial o profesional alguna, como sucedió con el terreno transmitido. En definitiva, la venta del terreno queda fuera del ámbito del Impuesto porque el recurrente no ha acreditado que realizara ninguna actividad económica, en relación con el terreno transmitido, desde su adquisición hasta su transmisión.

 

TEAC Resolución nº5683 /2015, de 25 de junio de 2019

FUENTE: REAF

 

Necesidad o no del subcontratista de aportar el certificado de estar al corriente de sus obligaciones tributarias al contratista

10 Oct

Necesidad o no del subcontratista de aportar el certificado de estar al corriente de sus obligaciones tributarias al contratista

 

Se trata de una entidad que prestará el servicio, a una promotora, de asesoramiento técnico de control de los trabajos de edificación, no estando sujeta a la ley de subcontratación ni obligada a registrarse en el Registro de Empresas acreditadas.

Como es sabido, las personas que contratan o subcontratas ejecuciones de obras o prestaciones de servicios correspondientes “a su actividad económica principal”, son responsables de determinados tributos de los contratistas o subcontratistas que utilicen y, para evitar dicha responsabilidad, estos les deben aportar un certificado de estar al corriente de sus obligaciones tributarias.

La Dirección General entiende que, en este caso, es sustancial interpretar si la subcontratación se hace de servicios correspondientes a la actividad económica principal, esto es, si la subcontratista realizará algo que tendría que realizar el contratista como parte de su objeto social. En definitiva, si realiza algo que, de no haberse contratado con ella, tendría que realizarlo el contratista.

Por lo tanto, esto habrá que verlo caso por caso y, si la actividad por la que es contratada la consultante pudiera ser realizada por la entidad que le contrata, se trataría de una subcontratación y, en ese caso, se debería exigir el certificado para no incurrir en la responsabilidad que prevé el artículo 43.1.f) de la Ley General Tributaria. 

DGT Nº V1582-19, 26 de junio de 2019

Fuente: REAF

A %d blogueros les gusta esto: